Reduciendo basuras (2)

La semana pasada te hablé de mis compresas de tela y la copa menstrual como método de reducir basuras y de, por qué no, ahorrar un dinero en casa. Llevo un año sin comprar compresas ni tampones y estoy tan a gusto.

Hace unos meses que utilizo un limpiador de cara, un tónico que me ayuda a combatir los granos de la cara. Cuando dejé de tomar los anticonceptivos para la búsqueda del embarazo parece que volví a la pubertad y esto ha empeorado en el último año así que he tenido que poner cartas en el asunto.
La cantidad de granos en mi cara van por temporadas así que todos los días me lavo la cara con jabón y después utilizo el tónico, los días que me salen algunos granos repito esto mismo por la noche antes de irme a dormir. El tónico lo aplico con esas maravillosas toallitas o algodones redondos que después se tiran a la basura. Si, tienen una vida útil de 20 segundos y después se van a la basura así que he decidido que eso también se va a terminar y he comprado unas maravillosas toallitas reutilizables. Son del mismo tamaño con la diferencia de ser de franela y se pueden lavar. 


El truco está en tener una cantidad suficiente para poder lavarlas todas juntas y poder seguir teniendo un par en la recámara para poder usarlas, yo he comprado 3 set de 20 toallitas cada uno.
He puesto un cestito en el baño con las limpias y para las que están usadas una bolsita de rejilla colgada el lado del lavabo, de las que se usan para las prendas delicadas, así cuando la bolsa esté llena solo tendré que cerrarla y echarla a la lavadora.

Es una tienda super chula que tiene hasta toallitas de tela para bebé y papel del water de tela para quienes quieran llevarlo un poco mas allá. Yo estoy muy contenta con la calidad del producto, además de cuidar mucho la presentación también cuida los materiales y como está trabajado.

¿Hasta que punto llegarías tu con los productos reutilizables?


¡Un saludo y no te vayas sin dejar tus comentarios!


               

Lo + leído

Los ciclos de la vida: Queriendo ser Mamá

Me paso a la copa menstrual