Autocontrol



Hace poco trabajando tuve una crisis de dolor de tripa típico de mi ciclo menstrual, cuando esto pasa me duelen los ovarios y me duele el estómago, hasta tal punto que me entran nauseas y me mareo del dolor y del mal estar. Lo normal cuando me pasa esto es que mis dolores aumentan porque me pongo nerviosa y se forma una espiral sin salida de dolor, tanto que necesito de una persona de mucha confianza para ayudarme a tranquilizarme y que así se pasen un poco los nervios y los dolores.
Es un momento en el que lo paso muy mal y cuando me da en el trabajo peor todavía, he tenido veces de tener que irme a casa porque no podía conmigo misma.

Pues hace una semana me dio una de estas crisis de dolores, estaba en el trabajo y ya le había advertido a mi compañera que me encontraba super mal, que probablemente cuando vinieran los del siguiente turno me fuera a casa. Me fui un ratito a estar sentada sola y tranquila, escribí a Marido para que al menos pudiera darme respuestas positivas de ánimo. Volví a dejar el móvil, cerré los ojos y se me pasaron los nervios, ya solo quedaba el dolor. Y sin nervios el dolor lo llevo bien, es una sensación muy nueva, algo que desconozco. Me sentía dolorida y con cierto mal estar pero conseguí quedarme en el trabajo todo el turno que me correspondía.

Por primera vez en mucho, mucho tiempo he sido capaz de controlarme, he sido capaz de manejar mis miedos y mis nervios y no he dejado que la situación se apodere de mi, y me siento muy orgullosa de esto porque llevo años intentando gestionar estas situaciones.

Sabía que el estado mental hace mucho, lo que no sabía es que se pudiera conseguir resultados así de buenos, sobre todo teniendo en cuenta que hace solamente tres meses que visito una terapia que me está ayudando con muchas cosas.

¡Un saludo y no te vayas sin dejar tus comentarios!


               

Comentarios

  1. Fantástico! Es genial, evidentemente no el que te duela, si no que estás aprendiendo a gestionarlo y controlarlo.

    Yo tengo un umbral de dolor muy muy alto y ésto sorprende a muchas personas porque soy físicamente bastante menudita. El truco está en saber controlar la respiración y repetirse a una misma que nosotras somos las que dominamos la situación y que somos muy fuertes.
    Un abrazo grande!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Tus comentarios son parte de la vida de este blog.
¡¡Gracias por pasar por aquí!!