Dos meses con pastillas para la tensión

Hoy hace dos meses que empecé con la medicación para regular mi tensión arterial y tengo que decir que me encuentro super bien.


Hace un año y pico, cuando tuve las primeras charlas con la experta en riñones, tenía la sensación de que no descansaba, me iba a la cama y dormía 9 horas seguidas y me levantaba como si no hubiera dormido nada en absoluto, añadiendo que me sentía como si me hubiera aplastado un camión mientras dormía. Era una sensación terrible porque me levantaba con dolor de pies, tirones en la musculatura de las piernas y la espalda machacada. Además el pico mas alto de tensión lo tenía a la noche antes de irme a dormir y por las mañanas, me levantaba con la tensión por las nubes. Además de controlarme dos veces la tensión durante 24h (una vez en un día normal y otra vez un día de completo relax vacacional) me hicieron un estudio del sueño y resultó que tenía principio de apnea del sueño, cosa que es fatal para todo el cuerpo y teniendo en cuenta que mis riñones tienen quistes pues el riesgo a que se estropeasen era mas grande así que tuve que cambiar mis hábitos para dormir. El aparato de medición del sueño detectó que estando boca arriba era cuando tenía una leve dificultad para respirar así que me dijo la doctora de cabecera que intentara quitarme esa postura poniendo un cojín en la espalda para evitar darme la vuelta y terminar boca arriba.


Así pasó un año, entre unas pruebas y otras, hasta que se decidieron darme medicación para regular la tensión arterial.
Las primeras semanas fueron asquerosas porque el cuerpo entendía que un nivel de tensión arterial normal era una tensión baja. Al pasar de 140/90 a 120/80 el cuerpo lo entiende como un bajón y tarda en acostumbrarse, estuve mareada una semana y pico, la sensación era como cuando montas en barco y todo se tambalea. Pasé una semana en casa porque me resultaba imposible ir al trabajo de esa manera, hasta tuve un episodio de vomitonas que al parecer es muy normal, sucede a muchos pacientes en los primeros días de medicación.
Pasadas esas dos semanas terribles de adaptación me encuentro super bien, cuando duermo 9 horas me siento como se debe sentir una persona al dormir 9 horas: descansada.
Ya no me duelen los pies cuando me despierto, ya no me dan esos tirones en los músculos al dormir y hasta noto que los dolores de espalda se han reducido. Esa sensación de que me pasaba un camión por encima ha desaparecido por completo, y es muy curioso porque la experta en riñones que me recetó la pastilla dice que en los libros de medicina no se menciona nada de esto pero que todos los pacientes que describen el antes y después de la pastilla lo hacen de la misma manera.
Hasta Marido ha notado mejoría durante las noches y dice que ya no ronco ni doy patadas mientras estoy dormida, que ahora duermo como un angelito.

Yo pienso que si con la pastilla para la tensión incluso ha mejorado la calidad de mi descanso, todo lo demás también irá mucho mejor.

¿Qué tal es tu calidad de sueño? ¿Descansas todo lo que deberías?



¡Un saludo y hasta la próxima!

👇 No olvides dejar tu comentario aquí abajo 👇

Comentarios

  1. Dormir en estos momentos, duermo poco. Y sé por experiencia propia lo mal que lo pasa el cuerpo si no puede recargar energías.
    Me alegro de tu mejoría!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. :-) es una mejoría que estoy segura repercutirá en todo lo demás. El descanso, el buen descanso, es algo muy importante y en un proceso de reproducción todavía mas.

      En tu caso el poco sueño es por ese precioso regalo de la vida y se perdona ;-)

      Un abrazo!

      Eliminar

Publicar un comentario

Tus comentarios son parte de la vida de este blog.
¡¡Gracias por pasar por aquí!!