Lentillas

En la última visita a España, en junio, pasé por una óptica para probar unas lentillas.
Evidentemente no llevo mucho tiempo usando gafas, y desde el principio he preferido la opción gafas porque siempre me ha dado mucho asco y mucha grima tocarme los ojos, hasta para unas gotas de colirio es todo un drama.



Así que fui de risas a la óptica para probar unas lentillas durante un par de horas. Digo de risas porque en la óptica ya nos conoce de otras ocasiones y me estuvieron diciendo para picarme que me iban a sangrar los ojos.
Al final no fue para tanto, me explicaron como ponerlas, dejé allí mis gafas y me fui de paseo un par de horas y después me enseñaron a quitarlas.

Mis primeras impresiones de esas dos horas:

- No noté que las llevaba puestas.
- No me resultaron molestas.
- Noté la diferencia de ver con un poco mas de definición que con las gafas.
- Para mirar a los lados no hay que girar la cabeza como con las gafas, basta con el movimiento natural de mover los ojos a los lados y echar la mirada por el rabillo del ojo.
- Acostumbrada a la montura de las gafas, se nota mas luminosidad alrededor de los ojos al no llevar nada en la cara.

Así que salí de allí con mis lentillas.

¿Qué lentillas son?

Vistasoft 1 Day (Silicone) de Opticalia. Son de la marca Clariti One Day del laboratorio farmacéutico de Sauflon, fabricadas por Coopervision.
Son lentillas con protección UV, el 56% de agua, 44% silicona.

Después de haberlas utilizado algunos días tengo que decir que son muy cómodas, estupendas para salir un día maquillada de casa sin tener que pringar de maquillaje las gafas. Para salir a hacer fotos me gusta mucho porque puedo mirar por el visor sin tener las gafas por medio. Para los días que tengo un turno corto de cuatro horas de trabajo.
Lo que si tengo que decir es que nunca he llegado a aguantar 12 horas con las lentillas puestas, lo máximo y muy al límite han sido 10 horas, se me secan mucho los ojos, tampoco me gusta leer con ellas puestas porque leyendo parpadeo mucho menos y se me secan los ojos.
Me gusta usarlas pero creo que no llegaré al paso de comprar lentillas mensuales, me quedo con las lentillas de día para usarlas de vez en cuando en ocasiones determinadas.

Lo bueno es que en la óptica me costaron unos 27 euros 60 lentillas (30 para cada ojo), comprando las de marca blanca. Comprando por marca, las Clariti son mas baratas que otras marcas conocidas como por ejemplo Acuvue.

¿Vosotros sois de lentillas o de gafas?




¡Un saludo y hasta la próxima!

Comentarios

  1. Yo soy claramente de gafas. Aunque estoy de acuerdo en que para alguna ocasión viene bien tener lentillas. De hecho, estoy pensando justo en hacer lo que has hecho tú, llegado el momento, lentillas de día de marca blanca que sean cómodas y baratas.

    ResponderEliminar
  2. 50/50, dependiendo de la ocasión, claro.
    Para la playa necesito las lentillas sí o sí. Una vez, hace años, se me olvidó ponérmelas y por poco no tienen que llamar por megafonía para buscar a " (ding dong ding!) una chica de 19 años con bañador de rayas que se ha perdido por cegata". Lo más curioso es que mi madre, que iba conmigo y sabe que soy cegata perdía, me hacía señas con la mano desde la sombrilla y no se inmutó al verme más perdía que el barco del arroz... (no sé si, a lo mejor, quería librarse de mí, jajaja).

    Otra ventaja de las lentillas, es que se pueden disfrutar las pelis en 3D sin pelearte con el doble par de gafas, jajaja.

    ResponderEliminar
  3. Yo con la moto las usaba mucho pero desde la peque apenas me las pongo... No se, suelo ir por épocas.

    ResponderEliminar
  4. Soy de lentillas claramente, hasta el punto que la mayoría de la gente no sabe ni que tengo gafas jajaja
    Nunca me acostumbré a las gafas y las asocio a casa y al descanso y las lentillas son todoterreno que uso prácticamente a diario. Cuando uso gafas me pasa que me da rabía no tener visión periférica y cuando me pica un ojo me dejo el dedo en el cristal jajaja nunca me acuerdo.
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Yo soy de gafas, las lentillas me dan grima. Mi madre es súper miope de toda la vida, tanto que de niña la primera vez que la vi sin sus gafas de culo de vaso dije, "anda mamá, si tienes ojos debajo de las gafas". Hace unos años se decidió a probar lentillas que como a mí le daban miedo y ahora dice que no hay color, que menuda diferencia, aunque claro mi madre tiene 14 y 17 dioptrías, yo con sólo 5 me apaño mejor con gafas.

    ResponderEliminar
  6. Estoy muy familiarizado con las lentillas, una vez te acostumbras a usarlas no te enteras. Requiere tener unos habitos de mantenimiento muy básicos, que acabas haciendo instintivamente.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Tus comentarios son parte de la vida de este blog.
¡¡Gracias por pasar por aquí!!