Reto personal: de pelo corto a pelo largo


Si me siguen en IG, posiblemente ya hayas visto estas fotos.
Esta es la famosa "fase horquillas" que he comentado en varias ocasiones.

¿De que se trata?
En cuanto el flequillo tiene un largo que da para echarlo para atrás, lo voy sujetando con horquillas, normalmente dos, para que crezca con vicio hacia abajo, a su vez consigo que coja forma la raya a un lado. Después tantos años con el pelo corto, sobre todo dejándolo a su libre albedrío, hay que guiarlo para que vaya cogiendo cierta forma. 

Lo que hago es secar el pelo con el secador, cepillarlo y luego me las pongo.

Marido no soporta esta fase, odia mi pelo con horquillas, sobre todo porque hasta para estar en casa las llevo puestas.

Ya pronto se va a terminar, porque empiezo a no ponerlas, solamente las utilizo para el trabajo, porque si no las uso para ponerme la dichosa gorra se me hacen hasta nudos en el pelo.
La única pega es que esta lloviendo muchísimo, digamos que la humedad en el aire es de 100%, mi pelo es ondulado y con la humedad lo llevo que parece un casco.

Estoy deseando que llegue un poco de buen tiempo y suban las temperaturas de 10 a 17 grados (al menos) y poder dejar de usar el secador de pelo, porque cada vez tardo mas en secarlo, tengo mucha cantidad de pelo y tardo mas en secarme el pelo que en ducharme.

En octubre, cuando decidí dejarlo crecer, era esto lo que visualizaba.
La fase 1, que es que crezca hasta las orejas, está casi casi finalizada, todavía hay capas del pelo que me llegan a mitad de la cabeza, cuando estas crezcan daré por finalizada la primera fase.



¡Un saludo y hasta la próxima!

Comentarios

  1. Es que"domar" el pelo es muy muy complicado, hay que ser muy constante.
    ¡Me gusta el cambio!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, requiere mucha paciencia. Para mi es un buen ejercicio, la paciencia no es uno de mis fuertes y esto me ayuda a ejercitarla.

      Esta semana me encontré con un compi a la entrada del trabajo, sin la gorra del trabajo y con ropa privada. Y yo ese día iba sin las horquillas... que contenta me puse cuando me preguntó si había estado en la peluquería!!!

      Eliminar

Publicar un comentario

Tus comentarios son parte de la vida de este blog.
¡¡Gracias por pasar por aquí!!