Consejos para lavar la ropa

Después de pasar unos años fuera de casa de mis padres y aprender yo sola a como meter la pata poniendo una lavadora (aun que eso del calcetín rojo en la ropa blanca no me ha pasado nunca), he desarrollado una manera de sortear la ropa que si me lo dicen hace unos años hubiera pensado que es una locura de maruja.

Os contaré en qué grupos separo la ropa y por qué.

 

Ropa blanca / Ropa clara. Aun que no haya ninguna prenda de color que destiña, he notado que al lavar la ropa clara por separado se mantiene mas tiempo clara, al lavarla con la ropa de color va adquiriendo un halo gris con el tiempo. No utilizo ningún jabón especial para ropa blanca, aun no me ha dado por ahí.

Ropa de color. Aquí procuro no meter pantalones vaqueros oscuros o ropa negra, por la misma razón que he comentado en la lavadora de ropa clara, además si los vaqueros los compráis sin lavar, como en mi caso, puede que destiñan.

Ropa de color negro / oscuro. Al lavar toda la ropa de oscuro junta se mantiene mas tiempo oscura. A veces incluso pongo una lavadora solo de pantalones vaqueros, así si hay alguno que está mas nuevo y destiñe no me importa que los demás cojan el color del nuevo.
*Truco para los pantalones vaqueros: los lavo del revés, con la parte de dentro hacia afuera. Así el color aguantará muchos mas lavados.


Pijamas y ropa interior. Quizás me haya vuelto un poco maniática, no me gusta lavar la ropa interior ni los pijamas con el resto de ropa de calle, paso mucho tiempo en el transporte público y a saber toda la porquería que pueda traer conmigo en la ropa, no es que me vaya rozando por las paredes ni me tire por los suelos, pero cuando veo a la gente cubrirse la boca con la mano al toser o estornudar y con la misma mano volver a sujetarse en la barra del bus o del tren me da muchísimo asco, y lavar mi ropa de cale con la ropa interior, por mucho que se lave con jabón etc, me muero del asco, lo confieso. Además de utilizar para esta colada un jabón especial, he comprobado que si utilizo el jabón normal después tengo muchos picores, por mucho que le de aclarado extra a la ropa o lo que sea.

Ropa de cama. La lavo a diferente temperatura que todo lo demás, además de por temas de higiene, lo mismo que con la ropa interior, me da asco pensar en meter los pantalones con los que me he sentado en el tren entre la ropa de cama.

Toallas. Al igual que la ropa de cama, van a temperatura diferente (yo las lavo a 60). Además de utilizar un poquito menos de jabón para lavarlas, por lo que conté de los picores.

Ropa de trabajo. Trabajo de cara al público, estoy en contacto con dinero y no os podéis imaginar cuánta gente me tose encima a lo largo del día. Creo que es por razones obvias que separe la ropa del trabajo de mi ropa privada.

Paños de cocina. Grasa y posibles restos de alimentos crudos, no me imagino esto junto al resto de mi ropa.

Ropa delicada. Esta clase de prendas las lavo a menor temperatura, normalmente a 30, además de bajar las revoluciones del centrifugado. Muchas lavadoras ya tienen un programa específico para ropa delicada.


Siempre que tengas una prenda nueva mira la etiqueta para ver las indicaciones de lavado. Es muy importante a la hora de lavar que te fijes en la temperatura, no sea que termine encogiendo tu nueva prenda preferida.
Algo muy útil para ropa delicada son las rejillas, esas bolsitas con una cremallera que hasta en las tiendas de ropa las encuentras en la zona de cajas.


También es muy importante que te fijes si hay que lavar la prenda a mano, hay lavadoras que tienen programa de lavado a mano, otras no. Las prendas que yo tengo que lavar a mano son algunos pañuelos de la india que están teñidos con tintes naturales y son de telas muy delicadas. Destiñen al lavar así que tendría que utilizar una sola lavadora para un pañuelo, así que prefiero lavarlos a mano.

Si llenas demasiado la lavadora, puede que la ropa no salga tan limpia como te gustaría. Esta bien que si tu lavadora no es ecológica (esas que ajustan la cantidad de agua según la cantidad de ropa) la llenes para aprovechar ese agua, pero si la llenas demasiado no quedará limpia.

Por último, un truco que tengo para poner a secar las camisas: las cuelgo de una percha, de esta manera no se deforman y a la hora de planchar no hay tantas arrugas.

¿Y tu? ¿Que trucos tienes para hacer la colada?

¡Espero que te haya gustado y te sea de ayuda este post!
Saludos y hasta la próxima.

Comentarios

  1. Yo soy muy básica, clasifico la ropa en dos grupos: blanca o clara y oscura o de color. Así que si hay sábanas van con la clara, si son toallas con la de color/oscura.
    No lavo nunca más de dos pantalones vaqueros en la misma colada, siempre del revés y con la cremallera y el botón subidos. Si no, se arrugan mucho... ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ui! eso de la cremallera y el botón para los vaqueros no lo sabía!
      Lo pondré en práctica!

      Eliminar

Publicar un comentario

Tus comentarios son parte de la vida de este blog.
¡¡Gracias por pasar por aquí!!